Fobia a los ratones

Fobia a los ratones

Otra gran fobia de nuestro tiempo es el miedo a los ratones, a pesar de se un animal pequeño y en la mayoría de los casos no causa un daño directo sobre las personas, suele ser un animal muy odiado.

La fobia a los ratones, puede identificarse con el nombre científico de Musofobia.

Causas de la fobia a los ratones

La fobia a los ratones puede originarse gracias a muchos factores.

Uno de ellos serían los instintos que el ser humano puede desarrollar a partir de estímulos relacionados a factores que puedan ser un obstáculos para la supervivencia (instintos que vienen desde la aparición del ser humano).

Otra causa sería la cultura general sobre estos roedores, ya que, desde hace muchos años, estos son vistos como animales que pueden poner en peligro a nuestro hogar, debido a que estos pueden simbolizar la aparición de enfermedades.

Así como también la contaminación de los alimentos y los espacios del hogar.

Síntomas a la fobia a los ratones

  • Temor a la aparición de ratones a cualquier momento.
  • Temor a los sonidos o rastros que puedan asociarse a la presencia de ratones.
  • Reacciones fisiológicas: Dificultades para respirar, sudoraciones e hipertensión.
  • Respuesta cognitivas: Se pueden relacionar con los pensamientos negativos que pueda tener la persona, normalmente se presentan cuando esta empieza a reconocer la futura aparición de ratones, perdiendo el control.
  • Conductuales: Se definen como las reacciones que pueda tomar la personas para estar es un estado de seguridad, una de las reacciones conductuales más comunes es la de huir del lugar en donde se pueda llegar a encontrar el ratón.

Tratamiento del miedo a los ratones

A diferencia de muchas otras fobias, el miedo a los ratones no tiene algún tipo de tratamiento, por el hecho de que esta no presenta algún tipo de obstáculo en la calidad de vida de la persona.

No obstante, como es una fobia se debe buscar eliminar, debido a que puede evolucionar en muchas más fobias.

Una de las mejores soluciones sería la exposición a estos roedores, aunque puede llegar a resultar un poco difícil de pensar, si se hace de la manera adecuada puede eliminar por completo el temor a estos animales.

Otra de las forma eficaces de hacerlo sería la exposición por niveles a los ratones, donde la persona hará contacto con el roedor por fotos, videos y en la realidad en este mismo orden hasta normalizar la aparición de estos animales.

Con la finalidad de que la persona llegue a la conclusión de que dichos roedores aunque no sean bien vistos, no suponen algún tipo de peligro extremo en la realidad.

Vídeo: miedo a los ratones

Rate this post